Decorar Mi Casa, blog de decoración

Pasos a seguir para mudarse por primera vez

Las mudanzas no tienen fama de ser lo más divertido que podamos hacer, ¿verdad? Pero siempre llega ese temido momento en el que hay que mudarse por primera vez. Para luchar contra el estrés que este acontecimiento puede llegar a provocarte, hoy vamos a repasar unos primeros pasos a seguir para que este cambio en tu vida sea un poco más fácil.

Las primeras gestiones que tendrás que hacer tienen que ver con mudarte a un lugar confortable, con los papeles en regla y todos los cabos atados. Ayudarás a conseguirlo leyendo cuidadosamente tu contrato de venta o alquiler antes de firmarlo, contratando un seguro de hogar a tu medida y cerciorándote de que todo funciona correctamente. Sentirse tranquilo y a salvo en un nuevo hogar es el paso más importante.

Una vez resueltas las tareas más serias, tendrás que pensar en una buena organización para el traslado de tus cosas. Antes de nada, mide bien el espacio del que dispones en tu nueva vivienda. Quizá no tengas un lugar para todas tus pertenencias, así que tendrás que hacer algunas elecciones. Tanto para tus muebles y objetos de decoración como para el resto de tus cosas como la ropa, la mudanza puede ser una gran oportunidad para hacer limpieza. Deshazte de todo lo que no hayas necesitado o usado en el último año o lo que haya dejado de gustarte. Quédate solo con lo que realmente quieres llevar contigo y aporta un poco de “menos es más” en tu decoración.

Cuando ya tienes tus posesiones más preciadas en camino, llega la hora de colocarlas. Para que esta tarea sea mucho más fácil, es esencial que tus cosas hayan sido guardadas en cajas bien diferenciadas y clasificadas. Dedica tu tiempo a esta tarea, porque después agradecerás haberlo hecho. Clasifica tus cajas de transporte por estancias y por su destino final. Pero antes de comenzar a llevar cajas a tu nueva casa, dedica unos minutos a pensar si necesitas pintar o llevar a cabo alguna reforma. El momento ideal para cualquiera de las dos cosas es antes de comenzar a montar muebles o colocar la decoración.

Un buen consejo para mudarse con tu pareja es el de repartir las tareas. Podéis organizar la mudanza de tal manera que cada uno se encargue de diferentes puntos y así optimizaréis mucho mejor el tiempo.

Ahora que ya tienes tu casa a punto, perfectamente pintada y acondicionada, comienza llevando los muebles más voluminosos. Como has hecho bien el trabajo previo de planificación, todo el mobiliario debería encajar a la perfección. Si tienes la suerte de contar con varios días para la mudanza, intenta ir colocando tus pertenencias sobre la marcha en el lugar donde previamente habías planeado. Gracias a ello, evitarás acumular cajas y cajas llenas en cada rincón.

Mudarse por primera vez… ¡y a otra ciudad!

Como os decía al principio del artículo de hoy, mudarse por primera vez nunca es fácil, pero se complica aún más si es a otra ciudad. Sigue estos consejos para mudarse a otra ciudad intentaremos hacerte más llevadera esta tarea.

Espero que gracias a estos consejos, tu mudanza sea mucho más llevadera. Después de tanto embalar y desembalar cajas, te tocará disfrutar de tu nueva vida, así que paciencia y mucha suerte.

Fotos vía My scandinavian home

Más ideas de decoración